Jueves 11 de Enero de  2024 // 18:24 hs
HORÓSCOPOS 2023

Los 4 signos del zodiaco más bipolares; ¡nadie los entiende!

Aunque no lo creas, estos signos son muy cambiantes en tu estado de ánimo en todo el horóscopo.

Créditos: Especial
Por
Escrito en ESTILO DE VIDA el

Las energías del universo se mueven con tal manera, que los signos zodiacales han sido manipulados para que sobre ellos caigan algunos de los peores defectos de todos, y dentro de ellos se encuentra la bipolaridad, misma que les hace tener un gran cambio de humor muy repentino que ha hecho que las personas hasta se comiencen a alejar de ellos, así que toma nota por que de seguro conoces a alguien así. 

De acuerdo con las astrología, estos signos no son los más indicados para entregarse de forma seria, fiel y comprometida, pues en su ser está la bipolaridad dominándolos, ya que su naturaleza se encuentra en no decidirse por nada, ni nadie, y a todo esto se le suma su humor, ya que hay quienes aseguran que ni ellos se aguantan.

Foto: Pixabay 

Los signos más insoportables 

  • Cáncer: Son muy compradores. Muestran una faceta que seduce a todo el mundo. Pero cuando las cosas no salen como lo desean, rápidamente surge un "otro" irreconocible de esa misma persona. Un día, pueden ser risueños y sociales, pero al otro pueden ser antipáticos y hostiles. Sus cambios de humor son repentinos y suelen experimentar sensaciones extremas en poco tiempo.
  • Libra: Pasan de un estado de ánimo a otro en cuestión de segundos. Los librianos son amistosos y agradables, pero pueden sacar su lado más furioso e intolerante si los hacen enojar o se encuentran molestos. Aunque permanentemente buscan alcanzar el equilibrio, les es difícil regresar a su estado de tranquilidad y armonía. 
  • Acuario: Pueden cambiar de parecer fácilmente y en determinados días se convierten en personas explosivas y poco tratables. Si están de mal humor, lo hacen notar a los cuatro vientos.
  • Géminis: Son sensibles, y, por ende, tienen facilidad para enojarse ante ciertas situaciones. Sus estados anímicos se asemejan a una montaña rusa: sus sentimientos son muy cambiantes. Lo más llamativo es que, luego de un episodio de enojo o tristeza, recuperan su alegría como si nada hubiese ocurrido.
Foto: Pixabay 

GBR.